El CSIC pone a punto nuevas herramientas informáticas para el patrimonio cultural
A través del Incipit

El Consejo Superior de Investigaciones Científicas está trabajando desde Galicia en el diseño de nuevas e innovadoras herramientas software para el patrimonio cultural basadas en modelos abstractos de referencia y en herramientas conceptuales, metodológicas y tecnológicas dirigidas a las organizaciones generadoras de esa información, con las que se reduce el coste habitual de su difusión al público general y se contribuye a la recepción de sus contribuciones.

Por el momento, se han diseñado y puesto a punto dos productos: CHARM, un modelo conceptual de patrimonio cultural, y ConML, un lenguaje de modelado conceptual especialmente diseñado para las Humanidades y Ciencias Sociales.

“Los ciudadanos tienen que ser los protagonistas de la creación y transformación del patrimonio cultural. No obstante, la información patrimonial generada por las organizaciones es, en general, invisible para el público general debido, entre otras razones, a que las entidades carecen de las herramientas conceptuales y tecnológicas necesarias para visualizarla. Es, por tanto, fundamental avanzar en las tecnologías que permitan gestionar la información patrimonial de forma integral y flexible. En este contexto, en el Incipit iniciamos en 2008 la línea de investigación “Tecnologías Semánticas y Patrimonio Cultural”. Lo que se busca es crear, seleccionar, desarrollar, analizar, validar, demostrar y diseminar las tecnologías necesarias para la construcción de significado en torno a la información que se genera y maneja en el contexto del patrimonio cultural. Esta es una línea fuertemente transdisciplinar, y en ella trabajan informáticos, arquitectos, arqueólogos y otros especialistas”, explica César González Pérez, científico del CSIC en el Incipit y responsable de la línea de investigación.

Las dos herramientas: CHARM y ConML

CHARM y ConML son productos de investigación concebidos como herramientas conceptuales y metodológicas para el ámbito del patrimonio cultural que permiten gestionar la información patrimonial de una forma científica, organizativa y económicamente poco costosa para las organizaciones. A finales de este año se prevé lanzar un conjunto de herramientas software basadas en ellos para que cualquier programador pueda desarrollar productos software compatibles con ambos.

CHARM es un conjunto de conceptos y relaciones formalmente definidos y expresados que captura todo aquello que pueda ser objeto de recibir valor cultural por parte de cualquier individuo, así como las valoraciones asociadas. Se lanzó en 2012 con una licencia CC BY, por lo que es de libre uso.

“Se trata, por tanto, de un conjunto de términos, conceptos, definiciones y relaciones que describen con la mínima ambigüedad y con gran flexibilidad qué aspectos son relevantes en el patrimonio cultural”, explica César González Pérez.

ConML es un lenguaje de modelado conceptual especialmente construido para que las personas no expertas en tecnologías de la información puedan crear y desarrollar sus propios modelos conceptuales. Se lanzó en 2010 también con una licencia CC BY.

“Se trata de un lenguaje artificialmente construido para que el público general pueda expresar con máximo rigor y escasa ambigüedad aspectos de la realidad tales como qué objetos, estructuras, actos sociales u otros elementos son reconocidos por qué agentes, a través de qué procesos valorativos, y cómo esta situación cambia a lo largo del tiempo”, señala César González Pérez.

Ambas herramientas se han empleado ya en proyectos y trabajos de investigación y el Incipit está llevando a cabo actividades formativas sobre su uso. “Por el momento, hemos constatado que estas infraestructuras cambian radicalmente la gestión de información patrimonial por parte de las organizaciones que la generan y la usan y sirven, a la vez, de plataforma para el establecimiento de un diálogo con los ciudadanos”, destaca.

Los proyectos de investigación

Los trabajos para el desarrollo de esas nuevas herramientas se han realizado en el marco del proyecto de investigación “Metodoloxía Integral para a Representación Formal do Patrimonio Cultural”, financiado por la Xunta de Galicia (2009 y 2012), y continúan con los proyectos  “Patrimonio 2.0: Modelos abstractos de referencia para información en patrimonio cultural”, financiado por el Plan Estatal de Investigación-Retos  2014-2017) y “Advanced Research Infrastructure for Archaeological Dataset Networking in Europe” (ARIADNE), financiado por el VII Programa Marco de la Unión Europea  (2013-2017).